Tattoo

Parches Para el Tatuaje

Los parches son sin lugar a dudas, el mejor sistema de curación para el tatuaje en la actualidad, ya que, a diferencia de las formas tradicionales de sanación en que la persona tatuada debe ocuparse de su tatuaje hasta tres veces por día (lavar, aplicar crema, cubrir, etc.) por el tiempo que dura el proceso, con el uso de los parches, solo deberás preocuparte por esto en MÁXIMO 4 OCASIONES DURANTE TODO EL PROCESO DE CURACIÓN DE TU TATUAJE  (15 DÍAS).

Saniderm es un apósito transparente y adhesivo para colocar encima del tatuaje una vez hecho. Así evitamos de una forma muy efectiva que se adhiera a tu tatuaje cualquier tipo de suciedad o que tu tatuaje se vea afectado por bacterias que puedan provocar una infección. Es transpirable así que la herida respira y no se infecta. Así mismo es impermeable y te puedes duchar con él sin ningún tipo de problema. El tema del roce de la ropa tampoco supone ningún inconveniente porque es muy resistente y aguanta perfectamente durante todo el tratamiento.

PRIMER PARCHE

  • Al finalizar la sesión tu tatuador deberá esperar por 20 minutos para que el tatuaje respire y deje de sangrar. Y luego debe poner el primer apósito (Saniderm)  este hay que llevarlo durante 24 horas. Pasado este tiempo hay que retirarlo, limpiar bien la zona y colocar un segundo apósito de Saniderm que llevaremos de 9 – 15 días.  Una vez transcurrido este tiempo el tatuaje se queda al aire.

1. CAMBIO DE PARCHE

  • Tras 24 horas del primer parche, este se verá saturado de sangre y tinta. Por eso hay que cambiarlo.
  • Para retirar el primer parche debes envolver hielo en una toalla y ponerlo sobre el tatuaje, asegurarte de pasarlo por todo el tatuaje de forma circular y uniforme para que el parche se desprenda con facilidad.
  • Debes hacerlo con cuidado y no arrancarlo porque podrías lastimar el tatuaje y dañarlo.
  • Después de retirar el primer parche lava con abundante agua y jabón neutro, seca con toallas desechables o al aire (Recuerda que es importante que el área de tu tatuaje esté libre de cualquier residuo para que el parche pueda adherirse bien a la piel).

2. APLICACIÓN DEL SEGUNDO PARCHE

  1. Despega la ceja del papel de abajo (BLANCO),
  2. Pégalo por un lado de tu tatuaje y sosteniéndolo por ese lado y con cuidado ve despegando a la vez que vas pegando el parche a la piel hasta retirar todo el papel blanco de la parte de abajo.
  3. Asegúrate de que todo el tatuaje este cubierto y bien pegado
  4. Retira el plástico superior y mientras tanto asegúrate de ir pegando mejor el parche.
  5. Con ayuda de la yema de los dedos y con cuidado elimina las burbujas que se hayan formado.
  6. Usa el parche por mínimo 9 días y máximo 15, en el caso de tatuajes grandes, realistas a color o cover ups, se recomienda usarlo durante 15 días.

3. DATOS A TENER EN CUENTA

  • Durante el proceso de curación con el vendaje, se recomienda evitar hacer ejercicio para prevenir que el sudor sature el parche, así mismo, los deportes de contacto como las artes marciales, fútbol, baloncesto, etc. ya que un golpe podría comprometer no solo el parche sino también el tatuaje trayendo consecuencias graves (recuerda, tu tatuaje es una herida abierta y es tu responsabilidad cuidarlo).
  • Los rayos UV son el mayor enemigo de tu tatuaje, afectando de manera importante los pigmentos, procura en lo posible no exponerte al sol.
  • Evita las aguas termales, baños de vapor, saunas y el mar (Mín. por 30 dias).
  • No consumas bebidas alcohólicas, pues afectan de manera importante el proceso de cicatrización es (anticoagulante).
  • Es importante que toda el área donde se adhiere esté libre de vello.
  • El parche debe ser aplicado en la posición más natural posible, por ejemplo, si se va a cubrir el codo, este deberá estar en una condición relajada, sin flexionar ni estirar de forma exagerada.
  • El tamaño y forma del parche deberá ir en función de la parte del cuerpo que se va a cubrir, en ocasiones será necesario hacer recortes o adicionar fragmentos.

Paginas